Síntomas de quiste pilonidal

May 29

Un quiste pilonidal es un absceso doloroso cerca de las nalgas. Un quiste se define como un saco relleno fluido que sobresale de la piel. En algunas personas un quiste pilonidal es inofensivo y sin problemas. El quiste se vuelve doloroso y requiere de atención médica para aliviar los síntomas cuando se irrita e infectado.

Identificación

Un quiste pilonidal se forma como una protuberancia en la zona del coxis cerca de las nalgas y contiene líquido y pus junto con restos de cabello y la piel. El nombre proviene del pilus de palabras de lengua latina y nido, lo que significa pelo y nido. Este tipo de quiste es más común en los hombres y es rara después de la edad de 40 años.

Síntomas

Algunas personas nunca sienten síntomas dolorosos de un quiste pilonidal y el quiste no se infectan. Los síntomas de un quiste que infecta son enrojecimiento y calor en la piel. Un dolor en la columna lumbar junto con hinchazón es también campo común. Un quiste que se ha roto drenará el pus y la sangre.

Causa

Un quiste pilonidal puede ser originada por varios factores. Una causa es suelta pelo y piel es forzada en una zona que se somete a la fricción y la presión de frotar la piel o ropa apretada. Esto hace que el cuerpo para formar un quiste como una manera de luchar contra el objeto extraño. También se puede formar un quiste de un folículo piloso que se ha estirado o crecido, causando su ruptura. Una vez se rompe el folículo, se formará un quiste en la zona del folículo.

Diagnóstico y tratamiento

El examen físico del quiste diagnosticará el tipo y el tratamiento necesario. No hay ninguna sangre pruebas o proyección de imagen de la zona necesitada. El primer paso en el tratamiento de un absceso o un quiste pilonidal es haberlo escurrido. Este procedimiento requiere sólo anestesia local. Un médico corta el quiste y drena cualquier líquido y pus presente junto con la eliminación de cualquier pelo o la piel en el quiste. En casos donde drenar el quiste no funciona, la cirugía se hace para limpiar a fondo el quiste. El quiste está lleno de preparación para promover la curación de adentro hacia afuera. Cuidado de la herida es muy importante después de la cirugía para prevenir la infección.

Prevención

Prevenir un quiste recurrente o nuevo consiste en una higiene adecuada del cóccix, glúteos y zona de la ingle. Afeitado o depilación puede ser necesaria para la prevención de los quistes recurrentes. Evitar largos periodos sentada o ejerciendo presión sobre la zona de las nalgas. Pérdida de peso en personas obesas puede ser necesaria para la prevención.