Pruebas de ADN para el síndrome de Down

September 25

Presente en aproximadamente uno en 700 niños nacidos en los Estados Unidos, síndrome de Down (también conocido como síndrome de Down) es el trastorno de aprendizaje genético más común hoy en día. Desde mediados de 1990, ha mejorado la detección temprana de la condición. La investigación reciente se ha centrado en la prueba más segura y más precisa para el síndrome de Down.

Identificación

En los seres humanos, ADN reúne en 23 pares de cromosomas. Estos cromosomas de la casa la información genética necesaria para construir nuestras células, determinar el color de nuestros ojos y todo lo que nos hace humanos. La presencia de un tercer número del cromosoma 21, trisomía 21, es la característica definitoria del síndrome de Down.

Prueba

Porque el síndrome de Down resulta de un cromosoma extra, una prueba de ADN produce la evidencia más concluyente de la presencia o ausencia de esta condición. Otros exámenes de sangre también puede ser administradas a la madre que miden los niveles hormonales.

Consideraciones

Pruebas de ADN son invasivas para la madre y a veces al bebé. Para obtener el ADN fetal, una muestra de líquido amniótico debe obtenerse a través de amniocentesis. Este procedimiento usa una aguja para extraer líquido del útero. Según la Clínica Mayo, hay un riesgo de uno en 200 de un aborto con este procedimiento. Factores de riesgo incluyen ruptura del saco amniótico o herir accidentalmente al feto con la aguja.

Función

Una vez que se analiza el número de cromosomas y se obtiene una muestra de ADN fetal, se envía a un laboratorio para probar. El recuento cromosómico determinará si el niño tiene síndrome de Down.

Alternativa

Sangre del feto entra en el torrente sanguíneo de la madre durante el embarazo. Debido a esto, una muestra de sangre de la madre puede ser utilizada para la prueba de ADN. Esto es menos invasivo y una mejor opción para la salud del bebé.