¿Hay peligro de sobredosis con aceite de Krill?

February 15

¿Hay peligro de sobredosis con aceite de Krill?

Aceite de krill es cada vez más popular como personas se vuelven más conscientes de sus beneficios nutricionales. Aceite de krill contiene Omega 3 los ácidos grasos esenciales, o EFAs. Muchas personas no reciben suficiente EFA en su dieta, conduce a la salud pobre corazón. Siga leyendo para descubrir más sobre los beneficios del aceite de krill, posibles efectos secundarios y riesgo de sobredosis.

¿Qué es el aceite de Krill?

Aceite de krill proviene de krill puro, orgánico. Krill es crustáceos, generalmente entre uno y seis cm de longitud y puede ser procesado para su aceite.

Beneficios

Aceite de krill es rico en Omega 3 EFA, que son importantes para el buen funcionamiento del sistema circulatorio y sistema nervioso. Ácidos grasos Omega 3 son el ácido eicosapentaenoico (EPA) y ácido docosahexaenoico (DHA). La American Heart Association (AHA) recomienda comer pescado dos veces a la semana para obtener la cantidad adecuada de la dieta.

¿Por qué aceite de Krill?

Si comes dos porciones de pescado a la semana, no están obteniendo suficiente Omega 3 los ácidos grasos en su dieta; tomar suplementos de aceite de krill remedia esta situación. Aceite de krill contiene también antioxidantes que neutralizan los radicales libres, y no tiene el mal regusto de aceite de pescado.

Dosis

Si usted no ha sido diagnosticado con enfermedad coronaria y come pescado dos veces a la semana, no necesita suplementos. De lo contrario, la AHA recomienda 1 g combinado de EPA y DHA por día.

Efectos secundarios

General efectos secundarios son leves e incluyen diarrea e indigestión. Si usted tiene una alergia a mariscos o está tomando anticoagulantes, no use aceite de krill.

Sobredosis de

Sería difícil ingerir niveles tóxicos del aceite de krill. Más suplementos de aceite de krill contienen alrededor de 500 mg de aceite de krill por porción, que contiene aproximadamente 75 mg de EPA y DHA. Exceso los ácidos grasos Omega 3 son fácilmente absorbidos en el cuerpo, por lo que no hay peligro de sobredosificación.