Gratis remedios caseros para dolor de oído

May 12

Dolores de oído son raramente de vida mortal, pero puede ser muy doloroso. A menudo causado por infecciones, dolores de oído pueden incluir dolor agudo en la zona del oído, hinchazón, inflamación y fiebre. Pérdida permanente de audición puede ocurrir si un dolor de oído se deja sin tratar. Hay algunos gratis remedios caseros que pueden ayudar a curar dolores de oído, pero si el problema no responde a los cuidados en el hogar, usted debe consultar a un profesional médico.

Dieta

Beba 8 a 10 vasos de agua cada día. Mantenerse hidratado es importante sobre todo cuando el dolor de oído acompañado de fiebre. Eliminar todos los productos lácteos de su dieta ya que tienden a causar secreción de moco. Evitar alimentos fritos, azúcar, zumo de fruta y MSG cuando usted tiene dolor de oído. Estos alimentos pueden empeorar el dolor de oído.

Remedios

Dormir con la cabeza apoyada en una almohada. Esto ayudará a detener el fluido en los oídos de desagüe por la parte trasera de la garganta. Drenaje puede causar irritación en la garganta y propagar una infección. Pone de un caliente de la calefacción (no demasiado caliente) o con botella de agua caliente sobre el oído para ayudar con el dolor.

Remedio de aceite de árbol de té

Poner dos gotas de aceite de árbol de té en el oído dolido con un cuentagotas antes de dormir. Colocar sin apretar una bola de algodón en el oído para mantener el aceite de árbol de té en el canal auditivo. Retire el algodón por la mañana. Poner dos gotas de peróxido de hidrógeno en el oído. Recuéstese sobre su costado con el oído afectado hacia arriba. Deje que la burbuja peróxida para por lo menos en minutos. Use un hisopo de algodón para limpiar el oído. Lavar el oído con dos gotas de vinagre de sidra de manzana. El vinagre actúa como un antiséptico. Realice este tratamiento para cinco noches para curar su dolor de oído.

Remedio de oído de nadador

Mezclar vinagre de manzana 1 onza con 1 onza de alcohol isopropílico en un frasco gotero. Colocar dos gotas en cada oído después de nadar para que se seque el agua atrapada en los oídos.