Cómo perder grasa del Abdomen

October 26

Cómo perder grasa del Abdomen

Ciertos factores contribuyen a la grasa abdominal, como malos hábitos alimenticios y la falta de ejercicio. Afortunadamente, existen técnicas para adelgazar su abdomen y mejorar su aspecto general. No verter grasa del vientre durante la noche. Pero con paciencia y determinación, usted puede perder grasa de tu abdomen. La clave es que se pega con un programa eficaz de pérdida de peso.

Instrucciones

• Ejercicio con frecuencia. Una rutina de ejercicios es fundamental para la pérdida de peso. Para perder grasa abdominal, hacer ejercicio durante al menos 30 a 60 minutos tres veces al día---más si es posible. Ejercicios efectivos para perder grasa del abdomen pueden incluir ejercicios aeróbicos, caminar, trotar o andar en bicicleta.

• Participe en ejercicios abdominales. Mientras que los ejercicios de alto impacto ayudan a arrojar la grasa del vientre, ejercicios de tonificación fortalecen los músculos de la base y contribuir a un estómago más plano. Junto con entrenamientos aeróbicos regulares, necesita tonificar ejercicios como Pilates y abdominales.

• Coma una dieta saludable. Algunas personas naturalmente almacenan grasa en su abdomen. Es por ello que los alimentos que consumes pueden determinar si perder o ganar peso en el estómago. Elija cuidadosamente sus alimentos y adoptar una dieta baja en grasa, bajos en azúcar. Comer muchas frutas y verduras, no renuncian y limitar la ingesta de hidratos de carbono a 130 g por día.

• Bajar de peso de agua. La gente a menudo error peso o líquido de retención de agua para la grasa del vientre. Perder peso de agua le ayuda a arrojar libras rápidamente y aplanar su abdomen. Beba al menos ocho vasos de agua cada día para deshacerse de exceso de líquidos en su cuerpo y reducir su consumo de sodio a menos de 2500 mg por día.

• Tensión de control. Cortisol, una hormona del estrés, también contribuye al aumento de peso abdominal. Cuando el cuerpo somete a un juicio, libera una alta cantidad de cortisol, dando como resultado un aumento del apetito y redistribución de la grasa. Aprender maneras de lidiar con el estrés y la ansiedad, como pasatiempos, masaje, ejercicio, meditación y ejercicios de respiración.