Cómo obtener tu cintura pequeña detrás después de la menopausia

March 3

Cómo obtener tu cintura pequeña detrás después de la menopausia

Aumento de peso durante la menopausia no tiene que ser una parte inevitable del envejecimiento. Reducir el tamaño de su cintura puede mejorar su salud. Grasa visceral, que se encuentra la más profunda en el abdomen y rodea los órganos internos, puede llevar a problemas de salud, como diabetes, síndrome metabólico y enfermedad cardiovascular. Aunque los cambios hormonales durante la menopausia combinan con una descomposición natural en el tejido muscular provocada por envejecimiento dificulta la pérdida de peso, es todavía factible con algunos cambios de estilo de vida y esfuerzo.

Instrucciones

• Controlar y reducir la ingesta calórica. La clínica de Mayo estima que las mujeres en sus cincuenta tienen 200 calorías menos por día. Esto equivale a dos rebanadas de pan. Aprender los valores calóricos de alimentos a ser más conscientes de cómo lo que usted está comiendo va a afectar tu peso. Recuerde que si usted está intentando perder peso en lugar de simplemente mantener tu peso actual, edad, usted tendrá que reducir su consumo calórico por más de 200 calorías por día. Una libra de grasa equivale a 3.500 calorías, que significa que para perder 1 libra por semana, usted tendrá que consumir 500 calorías menos de las que quema cada día.

• Coma una dieta saludable. Reducir la ingesta calórica significa que tiene menos oportunidades para abastecer el cuerpo con la nutrición que necesita. Minimizar el consumo de aperitivos alta de grasa, azucarados y salados. En lugar de otro se centran en comer más frutas, verduras, granos enteros, carne magra y productos lácteos.

• Comer más a menudo. Practicar el control de las porciones para mantener su objetivo de calorías reducidas. Comer bocadillos saludables o comidas pequeñas frecuentes ayudará a estabilizar tu azúcar en la sangre y evitar que se caiga, reduciendo la probabilidad que tienes antojos de carbohidratos que son difíciles de controlar y aumentarán su conteo de calorías.

• Aumentar tu ejercicio aeróbico. Caminar es un ejemplo de un ejercicio aeróbico que no requiere ningún gimnasio y puede ser incorporado en su rutina diaria. La Clínica Mayo recomienda una consulta con su médico para determinar la mejor estrategia de ejercicio para su salud actual y estilo de vida.

• Construir la masa muscular para aumentar su tasa metabólica. Músculo quema más calorías que la grasa, y como la edad, tejido muscular se deteriora naturalmente. Yoga, lagartijas de pared o elevación pesos ligero de la mano pueden lograr este objetivo.

• Incorporar un estiramiento suave en su rutina diaria. Aumento de la flexibilidad puede reducir las posibilidades de lesiones que obligarán a estar inactivo.