Síntomas bipolares adolescentes

by admin 05/06/2012

El trastorno bipolar es una enfermedad permanente que se diagnostica en 1 por ciento de todos los adolescentes. Es muy discapacitante y trastorna todos los aspectos de la vida, sin embargo, se diagnostica con frecuencia. Reconociendo los síntomas como pronto como sea posible, luego buscar ayuda profesional para recibir un diagnóstico preciso, es la clave para mejorar el resultado.

Dos síntomas principales

El trastorno bipolar antes se llamaba depresión maníaca, que describe los dos síntomas principales: manía y depresión. Para ser diagnosticado con trastorno bipolar, debe haber cambios recurrentes en el humor, el ciclo repetidamente entre manía y depresión. La severidad y duración de los episodios maníacos y depresivos pueden variar pero el ánimo debe ser evidente. Diagnóstico y estadístico Manual de Mental trastornos (DSM) es el manual de médico que los profesionales utilizan para definir los síntomas y hacer un diagnóstico.

Fase maníaca

Según DSM los síntomas de manía son persistente, elevado, expansivo, eufórico o irritable estado de ánimo durante al menos una semana y con al menos uno de los siguientes: inflada autoestima, disminuida necesidad de dormir, locuacidad extrema, carreras pensamientos, distracción, aumento de la actividad o agitación y atrevidos comportamientos.Manía afecta a sentimientos, patrones de pensamiento y funciones biológicas. Adolescentes con manía a menudo se describen como sensación más activa, creativa e inteligente. El adolescente con trastorno bipolar puede experimentar tantas ideas volando por la cabeza que aun no logran expresar lo están pensando. Su energía es tan alta que puede ser incapaces de permanecer quieto por mucho tiempo o dormir. Puede comenzar a creer que son invencibles, haciéndolos participar en actividades inseguras, incluyendo abuso de sustancias. En su más grave, en un episodio maníaco pueden convertirse en delirante o paranoide.

Fase depresiva

DSM manifiesta los síntomas de la depresión. Al menos cinco de los siguientes debe ser visto la mayoría del tiempo durante al menos dos semanas: deprimida o irritable la mayoría del tiempo; insomnio o demasiado sueño; falta o aumento del apetito; movimiento lento o agitación; falta de concentración; incapacidad de pensar; indecisión; falta de energía; sentirse sin valor; y pensamientos suicidas.En el lado del tirón de manía, la fase depresiva se caracteriza por muy poca energía. Adolescentes pueden ser inusualmente triste y dejar de participar en actividades que alguna vez fueron normales. Su mente funciona tan lentamente que no pueden tomar decisiones y están llenas de pensamientos negativos--no son suficientemente buenas, son feos, o creen que no son capaces de realizar tareas. Adolescentes con depresión sienten muy desesperadas y pueden decidir que ya no quieren vivir. Depresión a menudo se acompaña de quejas reales físicas tales como dolores de estómago o dolores de cabeza.

Subtipos de Trastorno Bipolar

Los diferentes subtipos de trastorno bipolar demuestran la variación que se puede ver en los síntomas: Bipolar I - típicas oscilaciones en la manía y la depresión; Bipolar II - ligeramente menos intensa manía (hipomanía) pero con cambios de humor típicos; Mixto bipolar - manía y depresión ocurren simultáneamente; Ciclismo rápido bipolar - muchos períodos de manía y depresión; Bipolar con características psicóticas - clásico humor hace pivotar más alucinaciones o delirios; y trastorno ciclotímico - hipomanía y depresión leve.

Normal versus sintomática

Teniendo en cuenta la fluctuación de sentimientos y Estados de ánimo que normalmente acompañan el recorrido hasta la adolescencia, puede ser difícil discernir donde los problemas se convierten en síntomas de un trastorno grave. La clave está en medir cuánto los síntomas interfieren con el funcionamiento diario. Considerar la edad, lo que es típico del individuo, y lo que desencadena el estado de ánimo. ¿Es su comportamiento razonable teniendo en cuenta las circunstancias? ¿Son capaces de controlar su propio comportamiento cuando se extrema? Prestar atención a la intensidad y la duración de los síntomas, mantener registros y buscar ciclismo consistente entre la depresión y la manía.

Obtención de un diagnóstico

Un conocimiento de los síntomas es el primer paso. Seguimiento con un profesional para obtener un diagnóstico preciso es la siguiente. Es fundamental para obtener ayuda profesional ya que el trastorno bipolar se diagnostica con frecuencia. Puede ser enmascarada por, o confundirse con otros trastornos, tales como esquizofrenia, depresión, TDAH, Trastorno oposicionista desafiante, síndrome de Asperger y trastornos de ansiedad. Otra razón para buscar un diagnóstico es que se inicia el tratamiento cuanto antes, mejores las posibilidades de mejorar la capacidad de la función y la calidad de vida. Su médico general o pediatra puede ser la primera parada, pero no dude en buscar una salud mental profesional si los síntomas persisten.

Related posts