Cómo enfrentar los riesgos del cambio climático sobre los recursos hídricos en las zonas urbanas

by admin 09/04/2012

Cómo enfrentar los riesgos del cambio climático sobre los recursos hídricos en las zonas urbanas

Uno de los muchos problemas ambientales y de salud pública ocasionados por el cambio climático es el impacto negativo sobre los recursos hídricos en las zonas urbanas. Según la Asociación de agencias metropolitanas de agua, los efectos del cambio climático sobre la disponibilidad y calidad del agua son importantes, incluyendo la escasez y la contaminación que afectan directamente la salud humana y el buen funcionamiento del gobierno y las empresas urbanas. Mientras que el cambio climático ya negativamente ha afectado el suministro urbano de agua en los Estados Unidos y en el extranjero, hay pasos que pueden ser tomadas por los individuos y los gobiernos para abordar los riesgos presentes y futuros.

Instrucciones

• Identificar los riesgos de recursos de aguas urbanas. La región donde se encuentra una zona urbana afecta el grado y naturaleza de los riesgos del cambio climático a los suministros de agua disponibles. La Asociación de agencias metropolitanas de agua describe, las amenazas por el cambio climático difieren dependiendo de la proximidad de una zona urbana a suministros de agua dulce, la agricultura industrial y la industria. Actividades industriales, que contribuyen al cambio climático, pueden también afectar la calidad de los recursos de agua dulce. Según el Instituto de clima, la degradación de la calidad del agua puede ser un factor importante que contribuye a la escasez de agua.

• Identificar las necesidades de agua de la zona. A fin de efectivamente abordar los riesgos de cambio climático para el suministro urbano de agua, es necesario determinar las necesidades de agua de la población y las industrias locales. Evaluar que el nivel de necesidad puede ayudar a identificar donde se está produciendo un uso excesivo, así como fuentes potenciales de contaminación. Además, para plan contra posible escasez, las zonas urbanas deben evaluar el volumen de agua necesaria para uso doméstico e industrial, así como agricultura urbana, si es relevante.

• Conservar recursos de agua. Uno de los pasos más eficaces para hacer frente a los riesgos a los recursos hídricos urbanos es conservación. En zonas vulnerables a la escasez, deben imponerse límites en el uso del agua no esenciales como el agua usada para céspedes y jardines que no crecen los alimentos. Los hogares se recomienda tomar duchas en lugar de baños y no dejar el grifo correr innecesariamente al lavar los platos o cepillarse los dientes.

• Hacer cumplir las normas ambientales. Contaminación de los recursos de agua preciosos es una consecuencia de un contribuyente a los efectos negativos del cambio climático. Un paso importante en abordar los riesgos para agua es asegurar que las actividades industriales no hacen demasiada daños ambientales a los recursos de agua dulce. La Agencia de protección del medio ambiente mantiene que preservar la salud de los suministros de agua es especialmente crítico en zonas experimentando crecimiento de la población y la creación de nuevas industrias, como hacen las demandas pesadas en suministros limitados.

• Emisiones de gases de efecto invernadero de límite. Las emisiones de gases de efecto invernadero de casas, autos, agricultura e industria son la principal causa del cambio climático. El resultado no sólo un aumento en la temperatura media global, pero también en la contaminación atmosférica contamina los recursos hídricos. Así, el paso más crítico para hacer frente a los riesgos de suministro urbano de agua el cambio climático es reducir las emisiones de gases de efecto invernadero utilizando formas de energía más sostenibles y disminuir la dependencia mundial de combustibles fósiles.

• Explorar recursos hídricos alternativos. Con las restricciones de aumento en el suministro urbano de agua debido a la escasez y la calidad disminuida, muchas áreas urbanas han comenzado a invertir en nuevas tecnologías para la reutilización de aguas residuales y desalación. Reciclado de aguas residuales se pueden utilizar para muchas actividades industriales, así como baños de lavado. Técnicas de desalinización convierten agua salada a agua dulce para el consumo humano. Sin embargo, a partir del 2011, estos procesos son costosos y consumen mucha energía y consecuentemente no están aún generalizados.

Related posts